Fortaleza medieval de Muro de Roda, valle de La Fueva


"Las montañas más altas temen a los que andan despacio"

"Mas vale perder el tiempo con los amigos... que perder amigos con el tiempo...Por este dulce motivo, pierdo el tiempo contigo... porque NO quiero perderte con el tiempo, amigo"

Regresad vivos, regresad como amigos, llegad a la cumbre. Por ese orden (Roger Baxter-Jones).

jueves, 10 de julio de 2014

Vía Ferrata de Sorrosal, K2, (Broto, Huesca)

Domingo, 15 de Junio de 2014


Acceso: de Monzón (hUESCA) a Barbastro, Aínsa, Boltaña, Fiscal y Broto. Unos 111 k.

Acceso a la Ferrata: Aparcamos en Broto junto al Centro de Salud.y seguimos la indicación que nos lleva a la Cascada del Sorrosal, visible desde el pueblo (5').

Si algo destaca en Broto es la cascada del Sorrosal, todo un símbolo de identidad. Gracias a la vía ferrata que discurre paralela al barranco (que da lugar a la propia cascada), podremos disfrutar mucho mejor de este lugar tan bonito y espectacular. El entorno de la cascada e inicio de la vía es un anfiteatro natural lleno de pliegues resultado de la formación de los Pirineos. La roca está literalmente retorcida y el ruido de la cascada hace de este lugar algo hipnótico.
El inicio de la ferrata es bastante peculiar, como en general todo el material usado en la vía. Una escalera nos ayuda a superar el primer resalte, luego por medio de unas grapas y clavijas ascendemos en busca de la cascada hasta que llegamos a la altura del primer pozo. A partir de este punto la roca es inestable por lo que en invierno se cierra el acceso. 
A continuación encontramos cinco escaleras metálicas adosadas a la pared, por medio de las cuales se accede a una pequeña cueva que atravesamos sin dificultad (es conveniente llevar frontal aunque no nos hizo falta encenderlo) y vamos a parar al interior del cañón, al origen de la cascada. El lugar no puede ser más impresionante, pues tenemos al mismo lado la cascada despeñándose hacia el vacío. 
Ascendemos por el barranco pasando un puente tibetano y ya situados en la margen izquierda por medio de unas decenas de grapas salimos de este cañón tan mágico y bello. 
Después de un par de resaltes salimos a mano derecha adentrándonos en una zona con más vegetación, ganando de nuevo altura a través de unas grapas hasta el Balcón de Broto. A partir de aquí la vía es puro trámite aunque si echamos la vista atrás contemplaremos la cascada espléndida des un ángulo muy poco familiar. 

Resaltar el ingenio de los montadores de esta vía, ahorrando material y cuidando el entorno para regalarnos uno de los recorridos ferrateros más bellos de España. 


Nosotros nos hemos ido a Broto por la tarde, justo despues de comer. El día es muy largo y se puede aprovechar a hacer esta actividad en media jornada.

Por el camino, paramos a ver el pantano de Mediano, completamente lleno. Es precioso el azul turquesa de sus aguas. 



15,25 h. - Nos plantamos en Broto y enseguida nos dirigimos a la Cascada. Hay mucha gente por todas partes que regresan de hacer actividades por la zona. 
Precioso el salto de agua. 



15,30 h. - Cartel señalizador de la via. 
Para empezar hay que cruzar el río por una pasarela de andamio. 





La placa de los equipadores está como siempre al pie del inicio de las clavijas.



Las cadenas para progresar son frecuentes. La linea de vida (sirga) está muy cerca de los clavos y cadenas lo que hace un poco incómoda la subida. 






También hay que utilizar las rocas 



Y las cadenas. 




Alguien está bajando por la cascada. ¡Menudo rápel!




Continuamos a media ladera...






Una escalera para acceder a la cornisa que nos aproxima a la cascada. 




Aunque es algo tarde, un pequeño grupo nos sigue.



La cascada es de escándalo. Una preciosidad. 




Es el momento de emprender la vertical por medio de cinco escaleras. 







Disfrutando de las vistas y sin parar de hacer fotos llegamos a la cueva...




Cruzamos el túnel y salimos por una ventana. A la derecha se despeña la cascada, no hay foto porque hice un vídeo (pendiente de colgar)



metiéndonos en el cañón





Un entorno único. 






El grupo nos da alcance. 






Salimos del barranco justo despues de esta cascada, por la derecha. 





Celebramos el haber logrado hacer la parte más difícil sin ningún problema. 



Continuamos subiendo por nuevas grapas y cadenas, pasando esta portilla tan chula. 



Subir, subir...




Un paso para el ganado. 



Brutal la cascada del Sorrosal. 




Filigranas divertidas...




Broto bien soleado. Panorámica del valle. 



¡Lo hemos logrado! 
Solamente quedan veinte minutos de sendero para bajar al pueblo. 



Por medio de un bosque y un bello prado. 



Creo que esta excursión es de las que ponen los dientes largos.
También creo que la repetiré, porque es super chula.

¡Hasta pronto, ferrateros!


Enlace al track de GPS:  Clic Aquí

Distancia:  1,87 km.  Desnivel acumulado: 269 m. 
Dificultad técnica:  K2 (Fácil)
Tiempo: 2 horas 44 minutos

© Santialpino Todos los derechos reservados


4 comentarios:

  1. Hola Santi, sin duda es una de las ferratas más bonitas que se pueden hacer, y además no bastante sencilla, ya que no tiene pasos complicados. Haber si vuelvo para hacerla con mi mujer, un saludo

    ResponderEliminar
  2. Hola Eduardo, gracias pr tu comantario. La verdad es que hace unos años estas cosas me parecían una utopía y ahora en cambio me alegra mucho haberlas disfrutado. Un saludo.

    ResponderEliminar
  3. Hola Santi, jooo qué reportaje tan chulo y cuántas fotos mías...el próximo día llevaré mi cámara para hacerte fotos...
    Desde casa se ve un paisaje precioso pero hoy me da más "respeto" hacer ferratas... los recuerdos afloran cuando veo estas imágenes...

    ResponderEliminar
  4. Que fotos tan chulas y alucinantes, por menudos sitios que hay que trepar y subir. Esta cascada es una maravilla!!! Menudo subidón!!! Saludos.

    ResponderEliminar

Haz un comentario a esta entrada